¡Compartir es vivir!

Sábado, 24 de marzo de 2018. A las 10 AM (GTM+1) abría sus puertas Productividad al Máximo.

No podía estar más contento con todo el trabajo que desde meses atrás había puesto en marcha. Mucho tiempo y dinero en formación invertido. Sacrificios antes y durante. Y miedo, mucho miedo a que no saliera como pensaba en mi cabeza o al qué dirán las demás personas.

Pero lo más importante, mucha ilusión depositada en ello. Sabía (o creía que sabía) a lo que iba. Más que un proyecto o negocio, un cambio de vida. Un giro de 180° que jamás hubiera imaginado.

En este cumpleblog del primer año de vida de PAM, quiero contarte todo lo que he aprendido durante el camino. Todos los éxitos, objetivos cumplidos, y errores que he cometido (y de los que te aseguro he aprendido).

No me voy a dejar nada, quiero ser todo lo transparente posible contigo para que sepas de primera mano todo lo que conlleva el bonito camino del emprendimiento.

Vamos al lío 🙂

 

Mis grandes éxitos y objetivos cumplidos

 

Empezamos por las cosas que gustan. No solo a los demás, sino aquellas que me han hecho sentir que este proyecto no es una locura.

Tengo mucho contacto con personas del mundo emprendedor, y como muchas saben, no es fácil este camino (muchas veces de incomprensión) que hemos decidido trazar.

Te cuento las mejores cosas que han pasado y algunos datos relevantes para ser más objetivos.

 

La comunidad de PAMers

Me lanzo al mundo online hace un año. Estoy en internet y ahora todo el mundo me ve…Nop

Es una de las cosas que muchas personas piensan cuando ven a alguien que se mete en el mundo del blogging. Nada más lejos de al realidad. Hoy en día, conseguir hacer crecer una comunidad que comparta los valores que promueves no es tarea sencilla.

Lancé Productividad al Máximo con 123 personas suscritas a la newsletter. Una cifra que me asombró y no pudo hacerme más feliz. Hoy día, somos más de 1.000 personas activas en la comunidad. Más de 1.500 antes de la “limpieza” automática de personas que dejan de interesarse por algún motivo.

Suscriptores de Productividad al Máximo

Cuando empecé a ver los números, tenía ganas de conocer a las personas que había detrás. La parte online está bien, pero poder hablar cara a cara con los que hacen realidad el proyecto, no tiene precio.

De forma casi improvisada, durante mi viaje (que te comento un poco más abajo), organicé un mini encuentro con algunas personas:

pamers barcelona

Primera quedada de PAMers en Barcelona

En el momento de esa foto ya se habían marchado un par de personas. De todos modos, una única persona ya hubiera sido una victoria 🙂

 

10 personas felices

Eso fue lo que escribí al final de este artículo con el que lancé el proyecto:

Objetivos para el 2018

Es sin duda el mayor éxito.

Solo quería poder ayudar a otras personas en la gestión del tiempo y focalización de objetivos. Evitar dispersiones innecesarias para poder alcanzar metas.

Entre todos ellos, se encuentran suscriptores, compañeros de formación, alumnos a los que tutorizo y clientes del Mentoring de Productividad.

Y con este vídeo te resumo a estas personas felices:

Mil gracias a todos los que me habéis regalado este tiempo:

  1. Esther González, alumna tutorizada y creadora de Movimiento Inclusivo (en proceso).
  2. Isa Bofill, alumna tutorizada y creadora de VidAlimentada.
  3. Jaime Suárez, suscriptor, compañero de formación y creador de Proyectando el Cambio.
  4. Olga Roldán, compañera de formación, cliente del Mentoring de Productividad y creadora de Pregnactive. (en proceso).
  5. Javier Calvente, suscriptor, compañero de formación y creador de Doctor Cifra.
  6. Anabel Gómez, suscriptora y cliente del Mentoring de Productividad.
  7. Rossana Becerra, compañera de formación, cliente del Mentoring de Productividad y creadora de Rossana Becerra.
  8. Rubén Carballo, suscriptor, compañero de formación y creador de Conócete Viajando.
  9. Sara Vielba, compañera de formación, cliente del Mentoring de Productividad y creadora de Aventuras Compartidas.
  10. Sandra Marcos, compañera de formación y creadora de Muévete Consciente (en proceso)

Ha sido un placer poder escucharos y sentir que todo esto ha servido para algo 🙂

 

Números del blog

Después de todo un año, te presento un breve resumen en números de lo que ha pasado:

Datos estadísticos del primer aniversario de Productividad al Máximo.

  • Artículos en el blog: 27.
  • Artículos escritos como autor invitado: 11.
  • Comentarios: 295.
  • Suscriptores: 1.065 (limpieza incluida).
  • Lectores (personas únicas): 21.224 personas desde 98 países diferentes.

¿Son buenos? ¿son malos?

Difícil de decir. Aquí entra en juego la dedicación, el tipo de personas a las que me dirijo, etc. No me gusta evaluar de forma tan objetiva y mirando solo los números. Me gusta más la sensación de que todo crece cada día un poco más.

Lo que más me sorprende, es la maravilla que ha hecho internet (qué te voy a decir), y de poder ver que PAM ha llegado a toda esa cantidad de países. En la siguiente imagen impacta más aún:

Productividad al Máximo, visitada desde 98 países diferentes.

 

Facturación

El primer euro online. Un punto de inflexión para todos las personas que se adentran en el mundo del emprendimiento digital.

El mío llegó más rápido de la cuenta, con una persona que confió en mí cuando aún estaba en el prelanzamiento del proyecto. Desde aquí, hago una mención especial a Dolores. Muchas gracias 🙂

Diferentes personas han pasado por el Mentoring de Productividad. Otros ingresos han llegado por ofrecer servicios como mentor en programas de emprendimiento digital o de productividad personal. Y los menos, por recomendación de productos de terceras personas.

Todo ello, me ha hecho facturar 5.098€, una cantidad impensable en el momento que decidí crear un proyecto sobre productividad personal. Nunca se sabe las cosas que van a aparecer cuando decides dar el paso y cómo te muestras al mundo. A esta cifra hay que restar el IVA para obtener el beneficio.

Y también hay que restar unos gastos (mantenimiento de la web, hosting, dominio, publicidad, etc.), que ascienden a 914€.

Como ves, no me he hecho rico con esto. Pero el haber podido facturar al tiempo que compaginaba el trabajo por cuenta ajena con el proyecto, es ya para mí un éxito.

 

De alumno a mentor

Fue en septiembre de 2017 cuando llegó el detonante que me hizo dar el paso en formación para llevar a cabo mi propósito. Al cúmulo de mi insatisfacción laboral le daba solución Antonio G., creador de la Escuela Nómada Digital (END).

A modo de resumen, la END es una escuela online donde nuevos emprendedores digitales se forman para poder llevar a la sociedad su propósito más deseado. Yo entré sin tener absolutamente ni idea de qué quería hacer con mi vida. Solo sabía que tenía que hacer algo. Todos los inicios te lo cuento en la génesis del proyecto.

En la END me sentía uno más entre los soñadores que querían un cambio de vida, y al mismo tiempo que yo me formaba, intentaba ayudar a los problemas que los demás tenían de forma altruista.

Fue en mis últimas vacaciones en España antes de mudarme definitivamente, cuando Antonio se puso en contacto conmigo para ofrecerme ser parte de su equipo de tutores para ayudar a los alumnos. Voy a dejarte el vídeo donde él mismo habla de todo el proceso:

Ahora, desde hace pocos meses, soy parte del equipo de la END y ayudo a otras personas que están en un punto que yo pude superar.

Gracias Antonio.

 

He despedido a mi jefe

Estudiar una carrera universitaria durante años. Emigrar al extranjero, al país por excelencia para ingenieros (o al menos muchos dicen), aprender idioma, conseguir el trabajo deseado…para finalmente dejarlo.

¿Un fracaso? Para nada.

No me arrepiento de los pasos que he dado hasta llegar aquí. Haber estudiado y trabajado en entornos multiculturales en otro país me ha proporcionado un aprendizaje exponencial. He tenido que aprender a desenvolverme por mí mismo en situaciones complicadas y aprender a trabajar bajo estrés.

Pero tocaba dar un paso más allá. Si realmente quería apostar por Productividad al Máximo y por mi sueño, tenía que quitar lastres de tiempo. A finales de octubre de 2018 dejo el trabajo de oficina que me había proporcionado ingresos estables para pelear por otro estilo de vida.

El año que viene te contaré si fue o no una buena decisión 😛

 

Una mudanza épica: 3.412km en bicicleta

Puede que no sea una hazaña para muchas personas, pero para mí ha marcado un antes y un después.

Cerrar de un portazo una gran etapa de mi vida. Dejar Alemania y dejar el trabajo para dedicarme 100% al trabajo online. Si junto mis dos pasiones, bicicleta y viajes, ¿qué nos sale?

Quise probar el nomadismo digital y lo que muchos llaman traviajar. Me pareció una buena idea volver a mi casa en bicicleta. A otras personas no tanto.

En la bicicleta, mínimo equipaje y el ordenador, saliendo desde Karlsruhe hasta Algeciras, cruzando Suiza y Francia.

Viaje en bicicleta: Primer y último día.

Un viaje que me ha enseñado el valor de la generosidad, de aprender a vivir con lo mínimo, el sentido de la superación personal y saber salir de momentos difíciles cuando todo estaba en contra.

Puedes ver todas las impresiones del viaje en la cuenta de Instagram.

58 días de viaje. Días de lluvias y nevadas, pero también de risas, de nuevas amistades, de experiencias inolvidables. Con un final que poco podría haberme imaginado. Decenas de personas, familia, amigos y otros conocidos esperando en la llegada el día antes de navidad.

Esta aventura se hizo eco incluso en diferentes medios, como en Europa Sur, Ideal o Aionsur.

Quizás veas en un tiempo un posible proyecto a raíz de este viaje. Ahí lo dejo.

 

Libertad

Después de todo lo anterior, no podría dejar de lado esta palabra tan soñada. Es hacia dónde me dirijo, y aunque aún me queda muchísimo por aprender en este aspecto, ya puedo disfrutar de ello.

Trabajar desde cualquier parte, con los horarios que yo marco para ello. Busco el trabajo por objetivos en lugar del tradicional por horas.

Los comienzos siempre son complicados, y muchas veces como emprendedor terminas siendo esclavo de tu mismo proyecto.

Sé que es algo que tengo que mejorar si quiero llegar con pelo a la siguiente década.

Te dejo una frase que escuché hace unos días y resume en cierta medida esta parte:

Haz lo que te diga, no lo que yo haga 😄

 

No es oro todo lo que reluce: El precio del éxito

 

Si alguien te dice que emprender es fácil, huye.

Este camino que hemos decidido tomar muchas personas no es para todos los públicos. La perseverancia tiene que estar presente desde el minuto que decides tomar acción por primera vez.

Tener las ideas claras, definir un propósito robusto y saber a dónde quieres llegar, es la base para empezar a trabajar. Y aun así, nada es un camino de rosas.

Paso a contarte las cosas menos bonitas de mi primer año.

 

Compatibilizar trabajo por cuenta ajena y proyecto personal

Muchas personas empiezan así. No dejan su principal fuente de ingresos hasta obtener unos mínimos con su proyecto. Lo entiendo y así lo he vivido.

Tener una jornada laboral por cuenta ajena que se come fácilmente 10 horas al día con el transporte. Luego de llegar a casa, además de hacer cosas de persona adulta, tienes que ponerte a trabajar en tu proyecto. El fin de semana ya ni te lo describo.

Es muy duro hacer esfuerzo de mente de 12-14 horas diarias sin terminar agotado.

A este punto que poco echo de menos, ya le he podido dar solución.

Tiempo y dinero invertido

¿Qué es lo que te responde cualquier persona sobre el problema que tiene?

Si reduces la solución, al final siempre es lo mismo: tiempo y dinero.

Yo sabía a lo que iba y dónde me metía. Créeme, que sé que el día solo tiene 24 horas, para todo el mundo son las mismas. Las prioridades son las que cambian.

He llegado a tener semanas de casi 70 horas de trabajo, donde el día a día era mi proyecto. Momentos en los que no quería hacer otra cosa. Egoísta de mí, puede. Pero si lo disfrutas, ¿es malo?

Por otro lado, dinero. Ya me has escuchado posiblemente en alguna ocasión, que la mejor forma de invertir en uno mismo es en formación. Y si alguien se lo pregunta, me sigo reafirmando.

A día de hoy, llevo la friolera cantidad de 7.260,43€ invertidos en formación. Por ahora, ningún céntimo ha sido desaprovechado.

Si algo quieres conseguir, algo te va a costar.

 

Descuidar las relaciones personales en exceso

Por último, y posiblemente el más importante.

He tenido que pelear mucho conmigo mismo para no ceder esas tardes soleadas en Alemania. Decir que no a quedar con amigos por la necesidad de avanzar. Si no podía dedicarle tiempo durante la semana, también tenía que implicarme los fines de semana.

Esto puede llegar a extremos que para nada son saludables.

Aprendí de un compañero algo tan lógico como estremecedor. Siempre necesitas personas a tu lado y no dejar tus hobbies fuera de tu vida por querer avanzar más. Si lo haces, y un día terminas exhausto, no tienes nada a lo que agarrarte.

La carrera del emprendedor es una maratón de mucho sacrificio. Ese sacrificio lo pueden llegar a sufrir personas muy cercanas. He decir que aquí no he sabido llevarlo de la mejor manera.

Durante el camino, algunas promesas y planes cambiaron de prioridad. El rumbo de mi vida tornaba poco a poco, casi sin ser consciente, a otros objetivos. La ambición por querer seguir avanzando me ha llegado a nublar la vista hasta puntos que desconocía.

Lamentablemente, no se puede volver atrás. Solo queda aprender de ello para que no vuelva a suceder algo parecido.

Desde aquí, pido perdón.

 

Mayores aprendizajes en mi primer año como emprendedor digital

 

Este apartado, si bien se podría poner incluso en el apartado anterior de éxitos, me parece interesante hacer una separación.

Entré en el mundo online sin idea de absolutamente nada. Marketing, ventas, redacción web, publicidad, posicionamiento SEO, diseño web, email marketing, etc.

Cuando empiezas, en la mayoría de los casos, estás solo y hay que apañárselas con lo que hay. Normalmente, vas a tener que aprender de todo un poco al no tener recursos para delegar.

Hay que buscar la parte buena del asunto. Quién me iba a decir a mí hace más de un año, mis conocimientos iban a crecer de forma exponencial en estos temas.

Estoy simplemente asombrado de la capacidad de síntesis y análisis a la hora de crear estrategias para el proyecto.

Dicho lo anterior, voy a puntualizar dos aprendizajes que destacan.

 

La importancia de empezar a delegar

Existe ese temor, miedo o falta de confianza que evita que la gente delegue tareas. Yo cada día lo tengo más claro. Todo aquello en lo que no soy un crack, debería ir para una persona que sí lo sea. Así de sencillo.

Si no eres un crack en una tarea, delega en alguien que sí lo sea. Clic para tuitear

Te preguntarás que claro, si no tienes dinero, ¿cómo delegas?

La transición puede ser gradual, conforme vayas adquiriendo los primeros ingresos. Después, reinviértelos. Esta es la estrategia que yo sigo.

Tener un colchón económico para poder vivir, para que gran parte de lo que vaya ingresando, se quede dentro del negocio. Avanzarás mejor y más rápido.

Hace muy pocos meses empecé a delegar tareas que no representaban mi área de genialidad. Te las nombro:

  • Copy de la web: una parte que tenía claro desde el principio. Mi parte creativa está bajo cero y aquí necesitaba a alguien para darle una vuelta de hoja al asunto. Aquí, la compañera Irene Piqueras está haciendo un trabajo espectacular. Cada vez que hablamos me quedo sin palabras.
  • Automatizaciones: factor clave. Deja que un sistema funcione 24/7 sin necesidad de que estés frente al ordenador. Por mínimo que sea, automatiza. Rubén Carballo me ha ayudado infinito con Active Campaign y la migración de datos. Ahora respiro un poco más tranquilo.
  • Publicidad en Facebook: para ganar visibilidad y atraer personas a las que puedo ayudar. Hacer campañas bien segmentadas, hacer un seguimiento e interpretar resultados, implica tiempo y mucho conocimiento. Mi compañero Yan Vispo, además de ser un crack en productividad, lo es también como trafficker.
  • Diseño gráfico: dos personas voy a nombrar. A Tomi, amigo de andanzas alemanas, creador del magnífico logo que puedes ver. Y a Sandra Marcos, con las últimas mejoras en las imágenes de la web. El cambio ha sido brutal.

Gracias a los 5 por hacerme crecer mejor 🙂

 

Los referentes también son personas

He tenido el placer de conocer en persona a grandes referentes con los que me he formado.

Antes de conocerlos, llegas a pensar que son como gurús inalcanzables. Gente que ha conseguido la vida de sus sueños haciendo lo que realmente les gusta.

Referentes: Isa y Juanmi, Miquel Nadal.

Aunque me quedan muchas personas por poder abrazar y dar las gracias cara a cara, ya he podido tener el placer de conocer a unas cuantas.

Con todas ellas, acabas en la misma conclusión: todas son personas normales. Todas han pasado por los mismos comienzos. A veces mejor, a veces peor, pero todas dieron el paso en algún momento para poder llevar otro estilo de vida.

En alguna ocasión ya te he hablado del mundo de las colaboraciones y dejar de lado la competitividad. Espacio hay para todos, y cuanto mejor nos llevemos, mejor.

Referentes: Antonio G. y Beatriz Blasco

 

Próximos objetivos para el 2019

 

Vamos con el apartado más ambicioso de este artículo.

Alcanzar las metas que te voy a desglosar sería un éxito a celebrar a lo grande. Bueno, casi que con un par me vale 😛

He intentado resumir en 6 puntos globales sin entrar mucho en detalle. Tampoco viene a cuento aún, ya que hay cosas que aún se me escapan de las manos y sigo formándome para afinarlas.

 

20 Personas felices

El año pasado fueron 10. Ahora quiero duplicar esta cantidad.

¿Es poco? Para mí, una persona más ya sería una victoria, pero como soy ambicioso, tengo que apuntar más alto.

Clientes, suscriptores, lectores o simpatizantes. Cualquier persona que Productividad al Máximo o yo mismo haya aportado valor y poder simplificar de alguna manera su vida, es una persona feliz.

 

Duplicar facturación sin invertir más horas de trabajo

Un gran reto.

No estoy dispuesto a llevar el mismo ritmo de vida que me ha llevado a privar algunos aspectos arriba mencionados. Va a ser difícil, pero no imposible.

Voy a poner de mi parte para seguir formándome con los mejores y llevarlo todo a la práctica. PAM ya ha despegado a lo grande (o al menos eso pienso). Ahora necesita estabilidad y escalabilidad.

 

Crear el primer infoproducto

Hasta ahora, solo he ofrecido el Mentoring de Productividad. Es un servicio muy personalizado que requiere de toda mi implicación. Preparación previa de charlas, la gestión después de ellas y toda la creación de soluciones particulares a cada caso.

El mayor problema de un servicio, es que funciona por intercambio de tiempo, algo poco escalable. No puedo trabajar con más de 5 personas al mismo tiempo, ya que la calidad del servicio se vería mermada.

Para las personas que lo desconozcan, un infoproducto viene a ser un curso que, una vez esté probado, testeado y validado, puede ofrecerse de forma automática con una implicación mínima.

Con la creación de un curso de este tipo, podría crear soluciones que pueden ser consumidas por cientos de personas.

El esfuerzo inicial es máximo. A la hora de validar, voy a tener que estar al 120% con los primeros alumnos, pero todo sea por un producto de calidad.

 

Automatizar y sistematizar procesos

Ya he empezado, pero todavía queda mucho camino que recorrer.

Y a medida que más técnicas vaya probando e implementando, más tendré que mejorar las automatizaciones del proyecto.

También pretendo crear y documentar en condiciones todos los procesos. Tener todas las listas de control y flujos de trabajo necesarios para sistematizar el trabajo.

Con este apartado el proyecto va a subir unos cuantos escalones.

 

Contratar a una persona

Y con este apartado hilo directamente con el anterior.

Quiero llegar al punto de tener tal cantidad de trabajo que necesite la ayuda de una persona. Me encantaría ver cómo Productividad al Máximo empieza a ser un equipo de personas. A día de hoy puedo decir que cuento con algunos colaboradores, pero el siguiente paso tiene que llegar.

Tener todos los procesos documentados me va a ayudar a que, en el momento de tener que incorporar a una persona al equipo, la transición sea mucho más efectiva.

Como ves, a cada objetivo que te cuento se me va más la cabeza. Pero oye, plantearlos es gratis, ¿no? 😛

 

No dejar de sonreír y escuchar

El más importante.

De nada vale seguir caminando si no escuchas las demandas de las personas y no materializas lo que te piden.

Disfrutar del camino debería ser la prioridad número uno de cualquier persona. Sea o no emprendedora.

Esto más que un nuevo objetivo, es un objetivo a mantener. Me considero feliz en todo lo que hago (aunque muchas decisiones no hayan sido las mejores), pero seguro que se puede ser más.

También pienso que he aprendido a escuchar. Exponerme al público y ayudar como mentor a otras personas, ha incrementado esta fortaleza.

Toca seguir siendo la mejor versión de uno mismo.

 

Agradecimientos especiales

 

Es de bien nacido ser agradecido.

Así terminan mis días. Cada noche, antes de meterme en las sábanas, hago una pequeña recopilación de agradecimiento a todo lo que he aprendido y a todas las personas que me han ayudado.

Es imposible que nombre a todas las personas por separado, así que resumiré y haré menciones especiales:

  • Jeroen Sangers: referente por excelencia en productividad.
  • Beatriz Blasco: por permitirme guiar a tus alumnos.
  • Miquel Nadal y David Carulla: por el apoyo desde el minuto 1 del proyecto y tener un gran corazón.
  • Isa y Juanmi: tenéis el lugar que os corresponde. No dejéis de materializar ideas para los demás.
  • Antonio G: por la inspiración, cercanía y por ser el precursor de esta bonita etapa.
  • Equipo END: por la aceptación, paciencia y buen rollo. Así da gusto.
  • Yan Vispo: por ser ejemplo de productividad y profesionalidad.
  • Rubén Carballo: por ser ejemplo de superación y conseguir resultados a contracorriente.
  • Jaime García: por tu generosidad y aportar valor en los artículos.
  • Javier Calvente: por el reporte diario, tener claras las ideas y tomar acción.
  • Sara Vielba: por su dispersión creativa y apostar por sus sueños, pese a que todo esté en contra.
  • Resto de compañeros de formación: al final, todos estamos en el mismo saco de personas soñadoras.
  • Clientes, suscriptores y lectores: hacéis posible esta locura.
  • Familia: por la confianza, pese a ir contracorriente.
  • A la persona que ha estado junto a mí los últimos años: por apoyarme al 100% aun sabiendo que me pasaba de la raya y tardé en dejar las cosas claras.

 

Y hasta el año que viene

 

Hasta aquí todo mi año.

Este camino solo ha hecho más que comenzar. Se avecinan baches, seguro. Pero con ilusión y constancia, todo saldrá adelante.

Yo ya te he contado todo lo que considero éxito, aprendizaje y las cosas a mejorar. Ahora me gustaría que me dijeras tú.

¿Cuáles han sido tus logros? ¿Y tus aprendizajes? ¿Qué objetivos tienes para este año?

Cuéntame en los comentarios y déjalo por escrito. Así el año que viene te puedo preguntar con pruebas 😛

¡Compartir es vivir!

Ayudo a personas que quieren emprender su propio proyecto cuyos trabajos fijos les dejan poco tiempo. En Productividad Al Máximo encontrarás recursos sobre productividad personal, hábitos saludables y emprendimiento. Si quieres dar los primeros pasos, accede a mi guía gratuita y empieza a ser el jefe de tu tiempo.

shares
Productividad personal para avanzar en tus objetivos

No te vayas con las manos vacías

Libérate del estrés y la frustración. 

La ruta para conseguir tus objetivos empieza aquí

A %d blogueros les gusta esto: